Cambiar … ¿Porqué?

Uno de los factores que genera presión sobre la organización y que muchas veces vemos como un problema es la necesidad o presión por cambiar.

La pregunta que algunos se hacen es ¿Porqué Cambiar?, ¿Cuáles son los incentivos para realizar un cambio? … y es que algunas veces pareciera que estuviésemos buscando un incentivo que podría ser un palo o una zanahoria.

Se entiende por palo algún castigo, algo malo que nos pueda pasar si es que no ejecutamos un cambio; y por zanahoria algún premio, alguna recompensa que vamos a recibir a raíz de ese cambio que se va a producir.

Lo que debemos tener en cuenta es que el Cambio es una Realidad y se acelera!, por lo que el cambio se efectúa cada vez con mayor frecuencia. Estamos viviendo una época de cambios acelerados y para muchos el cambio resulta una experiencia dolorosa, pues hay que reconocer que de manera natural no nos levantamos cada día pensando en cambiar.

Un ejercicio que suelo hacer con mis alumnos es pedirles que se levanten de su sitio y cambien de lugar hacia el otro lado del salón. La primera reacción no existe o al menos no se percibe, pues se quedan mirándome tratando de entender lo que les pido, se miran entre ellos y tengo que insistir en mi pedido para que algunos reaccionen y de manera tímida o incómoda empiecen a movilizarse, con lo cual doy por alto al ejercicio y pasando a la reflexión sobre lo difícil que nos resulta muchas veces cambiar.

Como referencia tenemos las anotaciones de Raymond Kurzweil, inventor estadounidense, además de músico, empresario, escritor y científico especializado en Ciencias de la Computación e Inteligencia Artificial y  eminente futurista que nos resume la rapidez con la que se producen los cambios según la historia:

  • < año 1000: cambio cada 1000 años
  • Año 1000: cambio cada 100 años (siglo)
  • Siglo XIX: más cambios que en los 900 años anteriores
  • Siglo XX: primeros 20 años más cambios que todo el siglo XIX
  • Año 2000: cambios cada 10 años
  • Siglo XXI: 1000 veces el cambio tecnológico del siglo XX

Parte del reto del cambio es reconocer que siempre se va a dar, que hay muchas factores, presiones, realidades que motivan el cambio y por lo tanto debemos estar preparados para ello, no verlo como algo malo, como algo incómodo, pues por el contrario en la medida que sepamos aprovechar dicha oportunidad estaremos en mejor posición que nuestros competidores ante la nueva situación o realidad.

Habrá más cambio en el próximo lustro que en toda la historia

Peter Drucker

Y el cambio se presenta en todas partes, puede darse en los hábitos de consumo de nuestros clientes, en sus necesidades, en la tecnología que cada vez nos brinda nuevas posibilidades pero a la vez exigencias, en la aparición de nuevas tendencias o metodologías para ejecutar nuestro trabajo, etc.

No será la especie más fuerte la que sobrevivirá,
ni la más inteligente o la mejor organizada,
sino la que mejor responda al cambio del entorno
Charles R. Darwin

Y dependerá de que tan bien nos encontramos preparados para aceptar y ejecutar dicho cambio que podremos capturar las oportunidades de mercado, de negocio, de eficiencia que se nos presenta, por lo tanto no le tenga temor al cambio, sino mírelo con nuevos ojos y viva con pasión por el cambio.

Deja un comentario